Los principios de la gestión avanzada son aplicables a todo tipo de organizaciones pero, dado que cada sector tiene matices y peculiaridades, hay enfoques que pueden ser más o menos útiles o relevantes, dependiendo de las actividades y del ámbito de actuación de la organización.

Un sector en el que la gestión se ha ido desarrollando y profesionalizando de forma especialmente intensa durante las últimas décadas es el de las entidades no lucrativas (ENLs). Y es de esperar que para las personas que las gestionan sería interesante identificar qué prácticas de gestión avanzada podrían ser especialmente útiles, siempre teniendo en perspectiva el éxito y supervivencia de la organización.

La investigación en este tema no es abundante, pero una revisión realizada hace unos años, Success and Failure of Nonprofit Organizations: Theoretical Foundations, Empirical Evidence, and Future Research (2013) aportaba cierta información en este sentido. Este trabajo, diseñado para identificar estudios sobre claves del éxito y del fracaso en ENLs, encontró que la gestión interna de los siguientes aspectos estaba asociada al éxito:

  • Estrategia (Grupos de interés, planificación estratégica, cambio organizativo…)
  • Cultura organizativa
  • Cooperación.
  • Personas (motivación diversidad, voluntariado…)

Otro estudio más reciente nos aporta información más específica sobre las mejores prácticas de gestión en ENLs. Se trata de «Best Practices Fact or Myth? New Research Challenges Conventions in Nonprofit Management» (2018), un interesante trabajo en el que se analizaron las prácticas y enfoques de más de 40 entidades no lucrativas y su relación con el éxito de las mismas.

Tras el análisis de toda la información disponible, el equipo de investigación describió así las buenas prácticas y enfoques de gestión que utilizaban las organizaciones más exitosas:

  • Estrategia: «… ensamblar metas y objetivos detallados, emplear proyecciones financieras futuras, asignar recursos a la generación de ingresos y utilizar alianzas estratégicas…»
  • Modelo de gestión: «…enfoque de «gestión empresarial», (…) énfasis en la gestión financiera y toma de decisiones basada en datos…»
  • Personas: «... gestión de recursos humanos y datos relacionados (…), personal autónomo con liderazgo y autoridad para tomar gran parte de las decisiones…»
  • Grupos de interés: «… comunicarse activamente con las comunidades a las que se sirve, conseguir amplio respaldo, involucrar a los grupos de interés en el establecimiento de la estrategia e involucrar sistemáticamente a socios externos en el cumplimiento de la misión…»
  • Fuentes de financiación: «…disponer de diversas fuentes de financiación… renovar las fuentes de financiación fundamentales habituales, planificar actividades que generarán ingresos y actividades que reciben subvenciones…»

Y resumieron con la siguiente figura las claves de gestión de las ENLs exitosas:

Todos estos aspectos están incluidos en el Modelo de Gestión Avanzada, y las entidades no lucrativas podrían hacer especial hincapié en ellos a la hora de desarrollar y mejorar su gestión.